INSPIRAGRAM
¿TIENES DUDAS? ¡AQUÍ ESTAMOS PARA TI!

Cómo controlar el consumo de alcohol en tu boda sin queda mal con nadie

Todos sabemos que las bodas son la excusa perfecta para tomar unas copas de más. Sin embargo, es FUNDAMENTAL tener control sobre la cantidad y los tiempos en los que la barra estará disponible para los invitados.

Realmente, mucha gente no toma en consideración este aspecto, sin embargo, es una variable que sí o sí debes de tener controlado.

Kats Weil

Y es que demasiada gente  alcoholizada no solo puede llegar a ser molesta, sino que también puede llegar a ser peligroso porque se desencadenan los típicos pleitos de borrachos en el baño por tonterías, el mobiliario/decoración puede ser dañado, alguna persona ajena a la pelea se puede ver inevitablemente comprometido (y sin querer, recibir un golpe), entre muchas otras situaciones y esto puede terminar en una tragedia que arruine por completo el tiempo y dedicación dedicado al festejo tan especial.

Es por eso que quisimos tocar esta cuestión contigo para ahorrarte cualquier tipo de problema relacionado con el consumo desmedido del alcohol.

También lee: Cómo organizar una boda con cero desperdicio.

Quentin Dr

Ahí te van los mejores tips para controlar el consumo de alcohol en tu boda sin quedar mal con nadie:

  • No hay necesidad de ofrecer bebidas alcohólicas o al menos muy fuertes desde el inicio. Ofrecer cocktail no alcohólico de bienvenida o procura que sean tragos largos (gin tonic, collins, cualquier cosa con mucho refresco).
  • A la hora de la comida sólo sirve el alcohol que va con tu menú (el vino o bebidas que elegiste servir con la comida).
  • Cuando abras la barra, indica al bar tender un estándar y un máximo de alcohol a servir por vaso (te recomendamos 1 oz como estándar y 2 oz como máximo. 1 oz= 1 shot).
  • Ofrecer café a los que se quedan sentados tomando en las mesas es muy obvio. Pide a los meseros que lleven palomitas, chicharrones o botanas saladas altas en harina.
  • Calcula abrir barra de dulces y botanas saladas una hora después de abrir barra. Comer ayuda a bajar el alcohol.
  • El bar tender es tu mejor amigo. Pide que en vez de negar tragos a los que ya están imprudentes, sólo los sirva más ligeros. Así los necios creen que siguen tomando, tú te evitas ese pleito y todos contentos.Corta el alcochol cuando sirvas los chilaquiles o esquites.

También lee: Consejos para disfrutar aún más de tu boda destino.

Scott Warman

Recomendación de oro: Todos agradecerán si como parte del recuerdo de tu boda armas unos kits bonitos de alka seltzer, aspirinas, tabletas masticables de Pepto-Bismol, el famoso antiácido TUMS, sobres de Riopan y hasta una lata o botellita de agua mineral. Créeme, este KIT terminarás siendo la sensación y una detalle que todos y cada uno de tus invitados, agradecerán, INFINITAMENTE.

Así que ya lo sabes. Sigue al pie de la letras cada una de nuestras recomendaciones y vencerás a todos los malacopita de la mejor manera.¡Éxito! Si necesitas más inspiración, no dejes de leer las preguntas que debes hacerle a tu wedding planner.

michellemiller
[email protected]